Inaugurada por el presidente Hernández en Naco: Primeras 251 familias reciben casa propia en residencial Green Valley

Inaugurada por el presidente Hernández en Naco: Primeras 251 familias reciben casa propia en residencial Green Valley

Naco, Quimistán (Santa Bárbara), 24 de octubre. Más de 15.000 personas de 3.051 familias se beneficiarán con viviendas dignas en la residencial Green Valley inaugurada hoy por el presidente Juan Orlando Hernández en la comunidad de Naco, municipio de Quimistán (Santa Bárbara).

El mandatario entregó este miércoles las llaves de sus nuevas viviendas a las primeras 251 familias beneficiadas, constituidas por personas de escasos recursos económicos que laboran en el rubro de la maquila.

home cardona

Don Pablo Cardona, quien recibió en su nueva casa al presidente Hernández, le mostró con alegría todas las comodidades que ofrecen estas viviendas: dos habitaciones, paredes pintadas, cielo falso, mueble de cocina y cerámica, más agua potable y luz eléctrica, entre otras.

"Señor Presidente, estoy agradecido porque a mi edad (adulto mayor) nunca me imaginé que tuviera una vivienda digna", dijo don Pablo.

Añadió que "esto demuestra que usted realmente está preocupado por la gente más necesitada" y expresó que "nuestras vidas han cambiado de manera digna".

Milton Armando Guerra, quien labora para la maquila Lear Corporation, dijo estar contento por recibir las llaves de su propia casa.

Recordó que vivía con sus padres en Cofradía (Cortés), pero hoy ya cuenta con su propia vivienda pagando una cuota de 2.900 lempiras mensuales.

También agradeció al Gobierno, que a través de Convivienda le facilitó un bono de 110.000 lempiras, lo que permite bajar la cuota mensual.

"Motivo a mis compañeros de trabajo porque esta es una buena oportunidad para obtener nuestra propia casa", añadió Guerra.

Por su parte, Elsa Rodríguez recordó que estuvo alquilando por 15 años, "pero hoy me ha cambiado la vida" al tener vivienda propia.

"Estoy feliz de que mis hijos ya tienen un lugar seguro. Alquilar no es nada fácil y hoy estoy pagando algo que es mío" añadió.

Este proyecto de vivienda es una iniciativa del presidente Hernández y nace con la visión de facilitar el acceso a un sector importante como lo es el obrero de la maquila.

home fam

Más de 6.000 viviendas

El presidente Hernández dijo que le satisface contribuir para que miles de familias hondureñas puedan acceder a una vivienda digna.

Anunció el mandatario que al final del año espera haber construido arriba de 6.000 nuevas viviendas para personas que más necesitan.

"Miren adonde hemos llegado con la simplificación de procesos", resaltó el gobernante al agradecer a la empresa privada y a la banca por sumarse a este ambicioso proyecto.

Además, precisó, "también lo han hecho cooperativas y ONG´s. Este esfuerzo lo tenemos que dejar sostenido y es por eso que al Congreso Nacional mandamos la Ley de Vivienda y necesitamos que la aprueben, porque esto es una prioridad".

Hernández explicó que en el proyecto residencial Green Valley se construirán más de 3.000 viviendas, por lo que será un ciudad entera, con calles amplias, pavimentadas con concreto hidráulico, aceras con área verde, sistema eléctrico y sanitario de primera calidad.

Además, contará con espacios sociales que requerirá la población, como escuela, áreas comerciales, zonas deportivas, recreativas, iglesia, entre otros.

El presidente Hernández acompañado de los beneficiados realizó el corte de cinta y la develación de la placa de la residencial Green Valley.

home juan

Frases

"Nos sentimos muy orgullosos por tener este proyecto en Quimistán y en el departamento de Santa Bárbara. Aquí hay un nuevo espacio para la familia y todos tienen la opción para optar a una casa digna". Juan José Guevara, alcalde de Quimistán.

"No hay nada más satisfactorio que estar en un evento donde varias personas acceden a su propia vivienda. Este proyecto de vivienda hay que apoyarlo a nivel nacional a través de Convivienda". Jesús Canahuati, presidente de la Sociedad Inversora.

"Estoy alegre porque no hay mejor cosa que tener mi propia casa. Desde pequeña dije que quería tener mi propia casa y hoy tengo la mía. Estoy muy feliz". Martha Oliva, beneficiaria.

"Estamos contentos porque fuimos los primeros en llegar a la residencial Green Valley. Ya no vamos a alquilar y mi familia podrá vivir en un lugar seguro". Dilia Soriano, beneficiaria.

"Ha sido una satisfacción poder trabajar en la construcción de estas viviendas para personas que más necesitan. En este proyecto logramos generar más de 250 empleos directos". José Roberto Murillo, supervisor del proyecto habitacional.

"He vivido mucho tiempo con mis padres, pero ya era el momento de adquirir mi propia vivienda. Le agradezco al Gobierno por el bono de 110.000 lempiras que me bajará la mensualidad". Kevin Portillo, beneficiario.