Embajador de Japón resalta importancia del Centro Hondureño para el Niño Quemado

Embajador de Japón resalta importancia del Centro Hondureño para el Niño Quemado

Tegucigalpa, 10 de septiembre. El embajador de Japón en Honduras, Norio Fukuta, destacó hoy la importancia del Centro Hondureño para el Niño Quemado, que dará a los niños que sufren quemaduras la posibilidad de recibir una buena atención.

El diplomático participó en la inauguración del nuevo hospital, que este lunes abrió sus puertas a todo el pueblo hondureño y cuyo equipamiento fue adquirido gracias a una donación japonesa.

Fukuta anunció que las autoridades de su país están dispuestas a seguir acompañando los esfuerzos del Gobierno del presidente Juan Orlando Hernández para el mejoramiento de los hondureños.

El Gobierno japonés apoyó al Centro Hondureño para el Niño Quemado con más de 19 millones de lempiras para la compra del equipo médico.

“Me siento muy contento de representar al Gobierno de Japón en la apertura de este importante hospital para niños quemados”, expresó Fukuta.

“Para Japón”, añadió, “poder contribuir con el crecimiento de Honduras es muy significativo, especialmente en el área de salud, porque es un elemento esencial de la seguridad humana”.

Agregó que “es un honor ser testigo del inicio de este proyecto tan noble que la cooperación japonesa tuvo que dar prioridad de apoyar con más de 19 millones de lempiras para la compra del equipo médico”.

Fukuta resaltó que a partir de hoy los hondureños podrán contar con un centro especial para niños con casos de quemaduras que les dará posibilidad de una buena atención.

Reconocimiento

El embajador Fukuta felicitó al presidente Juan Orlando Hernández “por su trabajo y compromiso para el crecimiento socioeconómico de Honduras”.

Anunció que “es un compromiso de Japón y mío de seguir acompañando los esfuerzos de su Gobierno con una colaboración anímica y dinámica que nos permita ayudar para el mejoramiento de los hondureños”.